629 664 714

Humedad en garajes: causas, consecuencias y solución

humedad en garajes

Solucionar la humedad en garajes es especialmente importante para evitar daños a la estructura y también al vehículo.

 

Los garajes son reducidos, oscuros, húmedos, fríos en invierno y cálidos en verano. Tienen entradas amplias que permiten que el agua de lluvia y la nieve se filtren al interior, pero suelen estar cerradas y tienen mala circulación de aire. Incluso nosotros mismos llevamos más humedad al garaje cuando conducimos coches y bicicletas que han estado bajo la lluvia, por ejemplo.

 

Para algunas personas, el garaje es un espacio puramente utilitario, un lugar apto para guardar trastos y aparcar coches, pero nada más. Para otros, es un verdadero patio de recreo: un lugar para jugar, para hacer ejercicio o para utilizar como taller. Ya sea que pases cinco minutos al día o cinco horas en el garaje, una habitación calurosa y húmeda puede ser un lugar verdaderamente desagradable.

 

Dependiendo del uso que se le dé al garaje, es inevitable que se produzcan problemas de condensación y humedad. Esas condiciones son el caldo de cultivo ideal para el moho y los hongos (haciendo que el aire que se respira sea inseguro), además de muchos otros problemas.

humedad en garajes

¿Cuáles son las consecuencias de tener humedad en el garaje?

  • Corrosión

 

Cuando la humedad relativa de un espacio es superior al 60 %, la velocidad con la que el óxido puede desarrollarse y propagarse en estas condiciones húmedas aumenta significativamente. En primer lugar, el óxido afecta dramáticamente la apariencia de cualquier metal, siendo el óxido su gran enemigo.

 

El óxido es causado por la existencia de demasiada humedad y cuando esto ocurre, el metal de los vehículos comienza a oxidarse. Otros vehículos estacionados en garajes, como bicicletas o motos también pueden sufrir daños, así como máquinas para cortar el césped, por ejemplo. Restaurar y reparar metal oxidado puede llevar mucho tiempo y ser muy caro.

 

Si no se trata a tiempo, el óxido puede debilitar y corroer las superficies metálicas y dañar conexiones, piezas mecánicas y electrónicas. Este daño puede comprometer tanto el funcionamiento como la seguridad de un vehículo o de una máquina. Si los componentes internos de un automóvil, motocicleta o barco se oxidan, su uso puede ser peligroso o es posible que no funcionen en absoluto. Si dependes de un vehículo para tu vida diaria, puedes enfrentarte a un costoso tiempo de inactividad.

 

  • Moho y hongos

 

Si la humedad relativa de un espacio es superior al 70 %, el moho y los hongos comenzarán a prosperar en la superficie. La presencia de moho y hongos puede provocar olores a humedad y hacer que la zona sea desagradable. La exposición a las esporas puede irritar la nariz, los ojos y también provocar problemas respiratorios u otras reacciones alérgicas.

 

Aparte de las implicaciones para la salud, el moho y los hongos pueden destruir artículos almacenados, como papeles, cartón y documentos. También puede crecer en el interior de los vehículos y dañar la infraestructura del edificio. A las esporas de moho les encanta la humedad en garajes, por lo que se propagan libremente en habitaciones cerradas cuando la humedad es alta. Con el tiempo, el moho se extiende a las paredes causando graves daños.

 

Para determinar la humedad en garajes correcta lo mejor es utilizar un higrómetro.

 

humedad en garajes

¿Por qué los garajes son tan húmedos?

Para entender por qué los garajes son tan propensos a la humedad, primero debemos entender la humedad en sí. La humedad describe la cantidad de partículas de vapor de agua presentes en el aire.

 

Además, cuando el aire caliente choca con superficies más frías, libera estas gotas de agua, creando a menudo condensación. En las habitaciones donde la temperatura cambia con tanta frecuencia (como cuartos de limpieza, armarios de almacenamiento o sótanos), esta colisión de calor y frío ocurre con más frecuencia, lo que crea condiciones de humedad.

 

Ahora, pensemos en el garaje. Estamos constantemente levantando las puertas, dejando salir aire frío y aire caliente. Diariamente entran y salen vehículos calientes. Si tienes un frigorífico u otros electrodomésticos en el garaje, estos también contribuyen a la variación de temperatura dentro del espacio. Todos estos factores hacen del garaje un lugar privilegiado para tener altos niveles de humedad.

 

Si bien la humedad en garajes por sí sola puede ser soportable para muchas personas, también puede provocar el crecimiento de moho y hongos, los cuales aman las condiciones cálidas y húmedas. Estos hongos pueden ser peligrosos para la salud tanto de la vivienda como de quienes viven en su interior.

 

Además de la alta humedad en el aire, existen otras razones por las que un garaje puede estar húmedo:

 

 

Es frecuente que las tuberías pasen cerca de los garajes o directamente por ellos. También, a menudo, tuberías de lluvia. Si dichas tuberías tienen una fuga, el agua se filtrará a la mampostería del garaje. El agua de lluvia mal evacuada, debido al uso de tuberías demasiado cortas, también provoca humedad en garajes. Hay que comprobar las tuberías con regularidad.

 

  • Techo de garaje

 

Cualquier daño menor en el techo hace que el agua fluya hacia la mampostería provocandohumedad en garajes, Soluciónalo lo antes posible impermeabilizando adecuadamente el tejado.

 

  • Estanqueidad

 

Especialmente el suelo y los cimientos del garaje se vuelven quebradizos con el tiempo. Incluso las grietas más pequeñas son suficientes para que el agua penetre desde el exterior. Comprueba la estanqueidad periódicamente.

humedad en garajes

7 formas de reducir la humedad en garajes:

1. Instalar aire acondicionado 

 

Instalar una unidad de aire acondicionado para su garaje ayudará a mantener estable la temperatura, evitando esas fluctuaciones de aire cálido y frío que crean altos niveles de humedad en garajes. Un beneficio adicional, por supuesto, es que una unidad de aire acondicionado en un garaje lo convertirá en un lugar más cómodo para estar, ya sea que sea un ávido aficionado o simplemente quiera entrar a su automóvil sin que se forme un charco de sudor a su alrededor.

 

A medida que el aire caliente se convierte en aire más frío, también condensa la humedad del aire y la expulsa a través de su sistema de drenaje. Si bien la deshumidificación es un efecto del aire acondicionado, no es tan eficaz como tener un deshumidificador exclusivo.

 

2. Mejorar la ventilación del garaje

 

Otra forma de reducir la humedad en garajes es mejorar la ventilación actual. Algunos métodos comunes para mejorar la ventilación del garaje incluyen:

 

  • Ventanas y puertas. Abrir ventanas y puertas es una manera fácil de aumentar el flujo de aire en su garaje y liberar la humedad del aire que puede quedar atrapada en el garaje.
  • Instalación de un ventilador de techo. Hacer funcionar un ventilador de techo en su garaje puede mantener el aire circulando y evitar que la condensación se deposite en las superficies.
  • Instalación de un extractor de aire.  Estos ventiladores generalmente se instalan en el techo o en una pared exterior y funcionan expulsando aire del garaje. No solo evitarán que el aire cálido y húmedo se estanque en su garaje, sino que también eliminarán los malos olores que se desarrollan a partir de elementos comunes almacenados en el garaje, como botes de basura y vehículos.

 

3. Limpieza en el garaje

 

Por simple que parezca, mantener limpio el garaje es clave para mantener baja la humedad en garajes. El desorden en un garaje puede restringir el flujo de aire, permitiendo que la humedad se asiente en el aire y en las superficies más fácilmente. Incluso si tiene instalados dispositivos como una unidad de aire acondicionado o un deshumidificador, no funcionarán a su máxima capacidad si se obstaculiza el flujo de aire.

 

Mantener baja la humedad en garajes también significa deshacerse del cartón. Si bien muchos de nosotros acumulamos cajas y cajas,, el cartón es un lugar propicio para el crecimiento de moho y hongos y debe eliminarse lo antes posible de su garaje.

 

Además, la humedad tiende a adherirse a la suciedad (hojas, polvo, etcétera), por lo que las transportamos al garaje con las bicicletas o zapatos. Asegúrate de que no entren hojas en el garaje con tu vehículo, calzado o por el viento. Especialmente en otoño, las hojas mojadas son un caldo de cultivo ideal para la humedad y el moho. Lo mejor es mantener siempre limpio el garaje y limpiarlo a intervalos regulares.

 

Una alfombrilla para zapatos también es eficaz para proteger la humedad en garajes.

Si has estado conduciendo en condiciones de nieve o lluvia, quedarán grandes cantidades de humedad en la carrocería. Lo ideal es que elimines la suciedad y la humedad de tu vehículo antes de entrar al garaje.

 

Si hay un canalón en el garaje, se obstruirá relativamente rápido con suciedad y hojas. Hay que limpiar los canalones regularmente.

 

4. Organizar el garaje

 

Si utilizas el garaje para almacenamiento, asegúrate de que no esté abarrotado. El desorden podría estar disminuyendo el flujo de aire y permitiendo que se acumule humedad. Considera usar estanterias y bastidores colgantes para organizarlo.

Su objetivo debe ser mantener los artículos alejados del suelo, ya que eso reducirá el flujo de aire.

 

5.  Aplicar un revestimiento para el suelo del garaje

 

Los pisos de concreto desnudo permiten que el agua entre y salga, lo que dificulta la regulación de los niveles de humedad en el espacio. El hormigón también suele estar frío, lo que significa que puede sudar cuando el aire caliente entra en contacto con él. Por lo tanto, aplicar un revestimiento de piso resistente al agua puede evitar que entre humedad no deseada en su garaje y ayudarlo a mantener bajo el nivel de humedad en garajes.

 

6. Retira o reemplaza el frigorífico o congelador del garaje 

 

Tener un congelador o un frigorífico adicional puede ser un gran beneficio para cualquier garaje, pero si la habitación no tiene un clima controlado, su electrodoméstico estará trabajando horas extras para mantener fresco su contenido. Esto no sólo es ineficiente para su factura de energía, sino que también crea condensación sobre y alrededor de los electrodomésticos, lo que hace que el garaje sea más húmedo.

 

Si vas a seguir usando frigoríficos o congeladores en el garaje, considera seriamente agregar una unidad de aire acondicionado y tomar otras precauciones para controlar la humedad. Si los electrodomésticos son más antiguos, también sería una buena idea reemplazarlos por otros más nuevos que funcionen de manera más eficiente y tengan mejores sellos contra la humedad para reducir la frecuencia con la que se mezclan el aire frío y caliente.

 

7. Mantén el garaje seco

 

Si aún no está claro, el agua estancada puede afectar drásticamente los niveles de humedad en un espacio interior. Por eso es muy importante mantener el garaje seco. Esto puede significar cualquier cosa, desde limpiar después de que se haya derramado una botella de agua hasta limpiar el automóvil o el piso después de que llueva. Cualquier acumulación de charcos o humedad en garajes puede causar problemas en el futuro si no se resuelve a tiempo.

humedad en garajes

¿Cómo mantener la humedad fuera del garaje?

  • Comprueba el estado de marcos y juntas

 

Verifica que las puertas y ventanas (si existen) del garaje estén niveladas con su marco; si están torcidas, pueden ingresar humedad del exterior.

 

Asimismo, revisa las juntas de la ventana y puerta de garaje. Si las juntas muestran signos de deterioro, entonces podría ser una fuente de humedad. Puedes comprobar el estado de sus juntas frotándolas con la mano. Si se vuelven de un color negro tiza oscuro, es hora de reemplazarlas.

 

  • Ventilación

 

La ventilación es una manera sencilla de mantener seco un garaje. Si tienes ventanas, ábralas para aumentar la ventilación. Si no tienes , abre cada día un rato la puerta del garaje y permite que el aire natural lleve la humedad hacia afuera.

 

  • Drenaje

 

El drenaje es lo siguiente que debe verificar. Inspeccionar que los desagües del garaje no estén obstruidos.

De igual forma, verifica que las canaletas de lluvia debajo no estén obstruidas, y lo mismo ocurre con sus bajantes. Si están obstruidos de alguna manera, el agua podría subir y filtrarse hacia el garaje.

 

Además, si estacionas coches, motos o bicicletas en el garaje, asegúrate de secarlos. Si no lo haces, las gotas de agua se evaporarán dentro, aumentando la humedad en garajes.

 

  • Fugas

 

Asegúrate de que el techo del garaje no tenga goteras y que no haya grietas en las paredes que puedan estar absorbiendo agua.

 

Si tienes aire acondicionado en el garaje, verifica que los conductos acondicionado no tengan fugas de aire. Un conducto de aire acondicionado con fugas puede contribuir a las irregularidades de temperatura.

 

Si los electrodomésticos o máquinas usan conexiones de agua, asegúrate de que esas conexiones no tengan fugas. La eliminación de las fuentes internas de agua reducirá inmediatamente la humedad en garajes.

 

La solución para humedades en garajes

 

La mejor solución para acabar con el problema de humedad en el garaje defititivamente es instalar nuestro sistema de ventilación mecánica por impulsión PURAIR.

La instalación es sencilla y rápida y nos aseguraremos de que se integre perfectamente con la decoración del espacio.

 

 

Los beneficios de instalar Purair:

 

  • Eliminará las humedades por condensación.
  • Reducirá la concentración de CO2 y otros contaminantes que puedan existir en el aire.
  • Mejorará notablemente la calidad del aire interior.
  • Evitará la aparición de moho y hongos.
  • Significativo ahorro energético por no tener que estar abriendo ventanas y puertas o usar aire acondicionado.
  • Mayor confort en el garaje, trastero o vivienda.

 

No obstante, si tienes humedad en el garaje, debemos recordar que será necesario realizar un diagnóstico de cada problema concreto con el fin de particularizar las técnicas a emplear para eliminar la humedad en garajes.

 

Contáctanos sin compromiso en el teléfono 629 664 714 o escríbenos a info@humesistem.es y concertaremos una visita.